Los errores más frecuentes del emprendedor                   Error emprendedor

Hace un tiempo escribimos sobre el fracaso y las distintas maneras de verlo. Claro está que a nadie le gusta fracasar y no lo hacemos de manera consciente. Antes de querer fracasar queremos tener éxito con el negocio. Pero si ya nos sucede que fracasamos, pues nada a levantarnos y no repetir los errores. Aquí hacemos un breve resumen de los errores más frecuentes del emprendedor:

La idea nos parece buena

-No diseñar con esmero el producto o servicio

Conozco a más de uno que guarda su idea como si del mayor hallazgo de la historia  estuviéramos hablando. Con siete mil millones de habitantes es poco probable que tu idea sea única. Te recomendamos que la comentes con todo el mundo que creas conveniente. Te harán preguntas, cuestionarán eso y aquello lo más importante, te servirá para desarrollar y mejorarla.

Dar por supuesta la viabilidad del negocio

-Empezar con exceso de optimismo

Cuantas veces hemos saltado del sofá o salido del baño con esa fantástica idea de negocio, que la apuntas en un papel y dices…con esto me hago millonario seguro! No dudamos de ti, no pero… lo que realmente necesitas es un plan de negocio a mínimo tres años para averiguarlo. Te recomendamos que lo elabores y luego decidas si la idea  te hará millonario. Con el plan veras las cosas más claras, o igual no.

La alternativa de “ser uno más”

-No valorar la necesidad de la diferenciación

Coge tu espada y tu escudo porque la lucha va a ser dura.

Uno de los puntos más importantes es la diferenciación de los competidores.

Hay que tener claro con que valor añadido salimos al mercado. Deberías tener como mínimo un factor de diferenciación, de lo contrario será muy difícil.

Muchas veces estamos confundidos, las ventajas son las que valora el comprador, no las que “recita” el vendedor, y estas son las que te producen los beneficios.

¡Estudia tu cliente!

Confianza desmesurada

-Basarnos en algo “que ya se vende bien”

¿La demanda crece o está saturada? Como creemos que ese comercio por el que pasamos a diario siempre está lleno de gente pensamos… pues yo monto otro igual en mi barrio y seguro que funciona. Ojo! Hay muchos factores que en principio no sabemos, platéalo bien y con calma.

Como ve el publico objetivo nuestro producto

-No tener claro lo que ofrecemos al cliente

Hay que pasarse al otro lado de la mesa.

Es importante mirar el producto o servicio desde el punto de vista de la clientela potencial, para ver como enfocar la estrategia comercial.

Tenemos que tener claro a quien nos enfocamos y que se espera de nosotros.

Así tenemos que enfocar nuestros argumentos y nuestras explicaciones. No debemos olvidar que el cliente pueda no entender nuestro lenguaje profesional.

Confiar en la llegada del cliente

-No es suficiente que tengamos un producto o servicio interesante

El boca oreja no es suficiente.

Es fundamental hacer un esfuerzo en darnos a conocer, no podemos esperar que la clientela venga a nosotros sin hacer nada. Para lograrlo, tenemos que utilizar muchas estrategias: anuncios, mailings, notas de prensa, canales de difusión en internet como las redes sociales, etc.

Hay que tener en cuenta que el gasto en publicidad no es un gasto, sino una inversión.

Hasta aquí la primera parte, próximamente la segunda.

¿Has tenido algun error y te gustaría comentarlo?

También le puede interesar: Crowdfunding para tu idea de negocio y las claves del éxito

Si te gusto el post te invitamos a compartirlo.
 

Comentarios:

Comentarios en Facebook