¿Somos tan distintos de los estadounidenses?

Mapa_crowdfunding

En septiembre se celebrarán en Madrid días de “innovación abierta” donde también se dará una charla sobre las posibilidades de crowdfunding para emprendedores organizado por iiR España.

Todo el tema de crowdfunding se inventó en EE.UU. donde unos chavales montaron la plataforma Kickstarter en 2008 por Perry Chen, Yancey Strickler y Charles Adler. En mayo de 2012, Kickstarter tenía más de 230 millones de dólares comprometidos y más de 23.000 proyectos financiados con éxito. Parece que recaudar financiación para grabar un disco, hacer una película o sacar un libro es muy fácil. También recaudar fondos para crear una start up. Los pilares de éxito son claros: un mensaje muy llamativo y recompensas atractivas.

El modelo de Kickstarter se está difundiendo por el mundo, con más o menos éxito. Pero cuales son las causas para que en EE.UU. funcione y hasta se adapten las leyes para facilitar la financiación mediante crowdfunding y aquí aun no hemos llegado al boom? Hemos arrancado esto sin duda, solo basta con mirar plataformas como Verkami o Lanzanos donde se recaudan fondos para proyectos creativos. Estas plataformas crecen y siguen la tendencia de crecimiento. Lo que aun no se ha logrado en España es recaudar volúmenes grandes en plazos cortos tal como lo consiguen en Kickstarter. Y menos para crear una start up.

Hoy nos preguntamos que hacemos diferente para que el desarrollo de crowdfunding no vaya al mismo ritmo que en la otra parte del Océano. Y que aun no se ha extendido fuera de proyectos creativos. Se nos ocurren unas cuantas causas posibles, ninguna pretende ser la única y valida.
¿Somos más desconfiados a la hora de aportar los simbólicos 10€ porque tenemos miedo de que nos engañen? ¿No hay proyectos que nos parezca que valgan la pena apoyarlos? ¿No publicamos proyectos porque nos da miedo que publicando y desvelando la idea nos la vayan a robar? ¿Apoyar a ideas no nos parece importante?

¿Y apoyar ideas que crean puestos de trabajo podría parecernos importante?

Es un tema que afecta a casi todas las familias españolas ya que muchas familias tienen por lo menos un miembro que no tiene trabajo. En total son unos 5.693.000 personas sin trabajo a Julio del 2012. Esta claro que no todas estas personas tienen ideas de negocio creativas e innovadoras pero muchos de ellos si y otros tienen ideas de negocio tradicionales. Y si todas estas personas abrieran sus negocios porque se les facilita el acceso a la financiación se crearían muchos puestos de trabajo.

Vamos a seguir con atención las charlas sobre crowdfunding para emprendedores de Madrid pero desde Emprendelandia ya hemos empezado a buscar emprendedores que quieren utilizar el modelo de crowdfunding como una vía para financiar la puesta en marcha de su negocio. Creemos en emprendedores, en iniciativa y en acción en masa y entendemos el problema de difícil acceso a la financiación. Combinando todo esto creemos que financiar ideas de negocios para la creación de empleo en España mediante crowdfunding es una oportunidad para todos los emprendedores.

También le puede interesar: Ya tengo la idea. ¿Ahora qué?

Si te gusto el post te invitamos a compartirlo.

Comentarios:

Comentarios en Facebook